Redux

Playlist: Lovers Rock

Posted in Uncategorized by Iván Conte on abril 10, 2012

Como en youtube están casi todos los temas que aparecen en Harmony, Melody & Style -el nuevo recopilatorio de Lovers Rock que Soul Jazz está a punto de publicar- he hecho un playlist, que podéis escuchar aquí:

Siempre he sentido especial debilidad por el Lovers Rock, supongo que es un tipo de música que encaja muy bien con mi manera de ser y encuentro muchos motivos y momentos para escucharlo. Sin embargo, esta rama británica de la música jamaicana ha sido tradicionalmente despreciada como femenina y comercial, frente al compromiso político y masculino del roots reggae. Más allá del detalle misógino presente en esa oposición entre ambas músicas, lo cierto es que el Lovers Rock es político en muchos más sentidos de los que aparentan sus letras sobre relaciones sentimentales. A la música no le hace falta expresar en sus letras un mensaje para representar un momento histórico muy concreto, y el Lovers Rock es la mejor representación de una generación de inmigrantes caribeños que construyeron poco a poco su propio lugar en el Reino Unido, con una música que tomaba elementos tanto de Jamaica (el reggae) como de EEUU (soul y R&B) y, claro, el pop británico, representando a la perfección los encuentros culturales provocados por los movimientos migratorios (post)coloniales, unas manifestaciones culturales que Paul Gilroy denominó atlántico negro.

Hay que destacar, además, que lograron encontrar su propia estética en un periodo especialmente intenso como es el de finales de los setenta, marcados por huelgas -en algunas de las cuales los inmigrantes venidos de las colonias tuvieron un papel fundamental, como en la de Grunwick– la petición de fondos por parte del Reino Unido al fondo monetario internacional, y el imparable ascenso de Margaret Thatcher (tampoco tan lejos de la situación actual, ¿verdad?). Que las letras en su mayor parte traten sobre relaciones no debería verse como un intento de evadirse de la realidad, sino como un reflejo de algo muy necesario: la necesidad de construir un espacio propio y de establecer relaciones sociales a pesar de todo lo que tenían en contra. Por eso, el Lovers Rock me suena a toda una generación de inmigrantes caribeños encontrando, por fin, su propia identidad a pesar de todo lo que tenían en contra, con una música con un ritmo más adecuado a la climatología británica (1).

Pero lo más importante es que las principales señas de identidad del Lovers Rock, ese romanticismo cálido y acogedor cruzado por el reggae, el soul y el pop, han permanecido en el ADN de la música británica desde entonces, como se puede comprobar en distintos momentos significativos como el Blue Lines de Massive Attack, toda la carrera de Sade -quien de hecho, tituló su penúltimo álbum Lovers Rock- o incluso Hype Williams. De escucha imprescindible, por tanto.

(1)ya, reconozco que esto último se ha dicho tantas veces que ya es un cliché. Sin embargo,  no sería la primera vez que el clima influye en la evolución de la música jamaicana: en el paso del ska al rocksteady se dice que fueron determinantes unos meses especialmente calurosos que pedían una música menos acelerada en su ritmo

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: