Redux

The-Dream – ‘Love King’

Posted in Uncategorized by Iván Conte on noviembre 1, 2010

Amor, monarquía y música negra. ‘Your Love is King,’ que decía Sade en los ochenta. Ahora, The-Dream, recuperador/continuador oficioso de las aventuras de pop negro llevadas a cabo en los ochenta por el príncipe de Minneapolis, se autoproclama rey del amor desde el título de un disco que tiene algo de culminación de los cruces entre los caminos del pop, el hip hop y el R’n’B en los últimos años de un modo similar a la libertad con la que Prince en los ochenta cruzaba el pop, la música disco, el funk e incluso el rock y la psicodelia.

Previamente a la publicación de este disco, el tercero en su carrera, The-Dream ya se había asegurado un lugar de honor en la historia del pop estadounidense gracias a dos pelotazos grabados a fuego en el inconsciente colectivo: en primer lugar el ‘Umbrella’ interpretado por Rihanna y, poco tiempo después, el ‘Single Ladies’ de Beyoncé. Si el primero de estos singles redibujaba las posibilidades de un R’n’B futurista en el que tenían cabida desde la ciencia vocal en el tratamiento de la voz de Rihanna hasta el hip hop de Jay-Z sobre un fondo de sintes torrenciales, el segundo superaba el desliz de un mensaje conservador en su letra con una producción prodigiosa, mareante, adictiva y, sorprendentemente, capaz de convertirse en omnipresente por unos meses incluso en los medios de comunicación más mainstream. Aparte de estos grandes éxitos, la carrera de The-Dream se afianzó definitivamente con una serie de producciones para otros artistas con diverso nivel de éxito pero, en general, similar pegada. Incluso Mariah Carey se benefició de su toque en su último disco, y sobre todo en su muy infravalorado single ‘Obsessed’.

Con Love King, además de certificar una vez más su buen estado de forma, The-Dream ha conseguido algo que tantos han intentado en la música negra en los últimos años y que pocos han conseguido: un conciso –solamente incluye doce canciones, aunque existe una versión deluxe con un buen puñado de temas extra- y cohesionado álbum conceptual que funciona a la perfección para escuchar de un tirón. Al igual que  en otros grandes álbumes de música negra de los últimos años como son los más recientes discos de Kanye West, Sa-Ra y el de Big Boi, The-Dream prescinde del algo limitante contexto gangsta para dejar paso a una mayor dosis de humanismo, canciones de amor mediante, e incluso de una bienvenida extravagancia que deja entrever que, definitivamente, algo está cambiando en la música negra. También, hay que decirlo ya, es el mejor disco de R’n’B desde Futuresex/Lovesongs de Justin Timberlake. Un disco por cierto, este último, producido por un Timbaland a quien The-Dream poco menos que ha borrado del mapa.

Si hay algo que distingue las producciones de The-Dream es, aparte de su propia interpretación del patrón rítmico del R’n’B, cómo consigue que sus lustrosos sintes suenen expresivos, capaces de expresar emociones épicas además de construir ambientes sonoros tan sólidos, poderosos, elegantes, imaginativos y sugerentes que consiguen levantar sin ningún problema unas letras que pasean peligrosamente por los clichés del amante obsesionado con el sexo. Más allá de estos sintes, que funcionan como la granítica fachada de los temas, The-Dream mete detalles y más detalles que a veces solo saltan al primer plano de la atención tras varias escuchas.

Aunque se trata claramente de un disco secuenciado para ser escuchado de un tirón, la canción estrella es ‘Yamaha’, uno de los más claros candidatos a tema del año, de estructura muy libre en cuanto a la distinción y el orden entre estrofas y estribillos y tan intrincada como un corte del Remain in Light de los Talking Heads, es un subidón garantizado desde el primer segundo y aderezado con brillantina. En la secuenciación, el final de esta canción está acertadamente entrelazado con el comienzo de ‘Nikki Pt.2’, que lleva al oyente de manera gradual hasta un tono más relajado pero no menos extático. Otros cortes a destacar son las chillones y colorista ‘Love King’ y ‘F.I.L.A.’, así como la más espaciosa ‘Make Up Bag’, que aseguran la atención del oyente a lo largo de todo el disco, uno de los más significativos del presente musical.

Anuncios
Tagged with: , ,

2 comentarios

Subscribe to comments with RSS.

  1. Daniel said, on febrero 15, 2011 at 6:25 am

    Excelente reseña y me parece que es la única digna en español. Me gusta mas la musica con guitarras, pero este no lo paro de escuchar

  2. Daniel said, on febrero 15, 2011 at 6:25 am

    Excelente reseña y me parece que es la única digna en español. Me gusta mas la música con guitarras, pero este no lo paro de escuchar


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: