Redux

Adelanto del libro de Steve Goodman

Posted in lecturas recomendadas by Iván Conte on noviembre 23, 2009

Otro libro muy interesante, aunque para leer este tendremos que pasar por caja. Steve Goodman (Kode9), publicará el próximo mes el libro cuya portada podéis ver aquí arriba y que le ha llevado años escribir. Si queréis comprobar de qué va antes de animaros a comprarlo, aquí tenéis un link en el que os podréis descargar la introducción y el primer capítulo.

Noise & Capitalism

Posted in lecturas recomendadas by Iván Conte on noviembre 23, 2009

Siguiendo este link podréis descargaros el interesante libro Noise & Capitalism, cuyo índice podéis ver aquí debajo, y que ha sido muy bien valorado por Mark Fisher en el número de diciembre de The Wire. Me parece especialmente interesante porque en la última década algunas ramificaciones del Noise se han caracterizado por la ausencia de contenido ideológico, así que tengo interés por ver cómo se aborda aquí la relación entre Noise y Capitalismo.  Ha sido la propia editorial la encargada de poner en circulación el pdf, por cierto.

Vampire Weekend – ‘Cousins’ (vídeo)

Posted in Uncategorized by Iván Conte on noviembre 19, 2009

Bueno, pues el 2010 empieza aquí. El primer single del segundo disco de Vampire Weekend -a editar a comienzos del próximo año- me gusta lo mire por donde lo mire. Grandes.

Vodpod videos no longer available.

more about "Vampire Weekend – ‘Cousins’ (vídeo)", posted with vodpod

Guido – ‘Beautiful Complication’ / ‘Chakra’

Posted in dubstep, electrónica, hardcore continuum, purple, singles by Iván Conte on noviembre 19, 2009

Se ha hecho esperar, pero el nuevo single de Guido tras su celebrado debut a comienzos de este año certifica que el productor radicado en Bristol tiene una identidad muy clara, con la que parte de las raíces del dubstep para llegar a una personal visión del R’n’B. Tanto ‘Beautiful Complication’ como ‘Chakra’, las dos canciones de este single editado por Punch Drunk Records, el destacado sello capitaneado por Peverelist y que es uno de los mejores escaparates del interesante momento musical por el que está pasando Bristol, se diferencian de las publicadas en su anterior single por la presencia de las voces femeninas, sobre todo en ‘Beautiful Complication’, en la que la voz de Aarya, pasada por el AutoTune, convierte al tema en un single de pop R’n’B de estructura más o menos ortodoxa, estribillo incluido, algo que se veía venir desde que muchos echasen en falta en su anterior single precisamente la presencia de voces para acabar de redondear el efecto emocional que provocan sus producciones. En ‘Chakra’, sin embargo, las voces se limitan a un loop sometido a la ciencia vocal hasta convertirse en pulpa sintética, que puede recordar a Burial, aunque conviene señalar que en realidad remite –al igual que lo hace Burial- a la ciencia vocal en el UK Garage, género con el que Guido comparte la atención a la melodía y el potencial de crear un single efectivo con elementos de la electrónica más inquieta como puedan ser en este caso los graves.

 

Por lo demás, las dos canciones reafirman el interés de Guido por una estética orgullosamente sintética, en la que abundan los sintes que emulan instrumentos tradicionales. Es algo que da a estas canciones un toque crudo y DIY frente al brillo –también sintético, pero más lujoso- de las superproducciones de R’n’B estadounidenses. En este sentido hay que destacar que hayan coincidido más o menos en el tiempo este single y el disco de Hudson Mohawke, algunos de cuyos momentos más interesantes tienen que ver también con su particular aproximación al R’n’B. El interés de Rihanna por este último productor indica que las señales de alerta ya se han activado, y en un año como este en el que el R’n’B comercial ha entrado en un momento de impasse –que ya veremos si salva el disco de Rihanna-, lo que están haciendo productores como Guido o Hudson Mohawke no solo permite abrir nuevos caminos a la electrónica británica sino que podría influir en la música que escuchamos todos los días por la radio, un camino que la electrónica británica no debería descartar, porque es algo que había conseguido hacer hasta que el grime y el dubstep se replegaron en el underground –también es cierto que en cierto modo esta disminución del radio de acción se debió a una gran variedad de factores, no solo internos.

 

Ambos temas tienen muchos más elementos atractivos, como el hecho de que el ritmo de ‘Beautiful Complication’ remita tanto al dubstep como al reggae, o la interesante coda de ‘Chakra’, un tema que por otra parte comienza con el dramatismo de las producciones pioneras del grime, cuando todavía no habían acabado de escindirse del UK Garage, y que por el camino deja rastros de un piano que termina soltándose de una manera cercana al jazz. Un candidato tardío a single del año.

Tagged with:

Matías Aguayo – Ay, ay, ay

Posted in Uncategorized by Iván Conte on noviembre 16, 2009

phonomonkey255399

Hay que ver qué bien le vienen a la electrónica los discos que, más allá de su valor funcional en la pista de baile –no nos engañemos, su propósito esencial, su razón de ser-, consiguen transmitir la sensación hedonista en un equipo musical casero o a través de los auriculares. Por hedonismo me refiero a diversión, a la sensación de que están pasando cosas y a la calidez que resulta de una música destinada a ser consumida de manera social, y a sudor, si lo queremos dejar más claro todavía. Recrear ese calor social en la habitación de tu casa no es tarea fácil. Matías Aguayo lo ha conseguido desbordando los límites del mínimal, etiqueta vilipendiada en los últimos años como ejemplo del punto muerto al que ha llegado la electrónica, a pesar de contar con nombres como Villalobos o el propio Aguayo que han sido capaces de insuflar nueva sangre a un tipo de música que, ciertamente, no se presta a la escucha casera y por tanto suele pasar desapercibida para los medios no especializados en electrónica.

Tanto Villalobos como Aguayo son chilenos que editan en sellos alemanes sin por ello olvidarse de sus raíces musicales, más bien al contrario; la huella rítmica latinoamericana es un elemento fundamental en Ay, Ay, Ay, el esperado nuevo disco en el sello Kompakt de Matías Aguayo, tras el buen sabor de boca dejado en anteriores singles, algunos de ellos ya icónicos como en el caso de ‘Mínimal’, y sobre todo en su aventura discográfica Cómeme, que ha permitido descubrir a gente como el mejicano Rebolledo, otro nombre a retener en esta variante de techno caliente. Y digo caliente porque cálido es el adjetivo que mejor representa lo que se puede escuchar en Ay, Ay, Ay, en parte como consecuencia de la mayor audacia del disco; su construcción principalmente a partir de samples vocales, una idea que en principio puede hacer temer que estemos ante un disco ingenioso que canse tras la sorpresa, o peor, un disco tedioso en el que pese más la idea rompedora de estar hecho a partir de la voz humana, es decir, que pese más la teoría sobre la práctica. Nada de eso.

Otro aspecto que hace de este un disco a retener es el hecho de que escapa de la rítmica fría y germana del minimal, mirando hacia percusiones más latinas. Matthew Ingram ya lo advertía en su blog; este disco recuerda a los experimentos rítmicos latinos del post-punk neoyorquino, a Liquid Liquid, Optimo o Konk. De este modo, Ay, Ay, Ay funciona como un volantazo al mínimal con el hemisferio sur como objetivo, cuya consecuencia principal es un cambio en el gesto, del ensimismamiento del mínimal al calor de la música latina. Parte del impacto reside además en lo claro que lo tiene Aguayo y en la concreción en la ejecución de sus ideas. Desde el primer tema, un ‘Menta Latte’ que parece  construido sobre un sorprendente y efectivo riff  de guitarra –por supuesto ejecutado vocalmente-  pesado como los de Black Sabbath, está claro lo que quiere y cómo lo quiere conseguir, y tema tras tema se limita a reforzar la idea de que ha descubierto un nuevo filón que es, además, la versión más depurada de su identidad musical. Así, se suceden recreaciones de las bandas sonoras para James Bond desde una óptica suramericana –‘Desde Rusia’, el título ya lo dice todo- , remezclas para temas inexistentes de Vampire Weekend con los que también se acerca a la rítmica africana –‘Koro Koro’-  o esa ‘Juanita’ final que supone el acercamiento más directo al folklore latinoamericano, mediante el uso del acordeón y la referencia a la cumbia. La sucesión de ritmos, loops y voces en este tema final provocan visiones de farolillos de verbena latina y hacen imaginar cómo serían Animal Collective de haber salido del hemisferio sur del continente americano. Y, por supuesto, ahí está el hit incontestable que es ‘Rollerskate’, un tema del que se pueden tararear todas sus partes –vocales o rítmicas- y que es imposible sacarse de la cabeza una vez metido dentro. El disco no es perfecto, pues se hace un poco fatigoso en el tramo final, antes de recuperar el pulso con ‘Juanita’, pero el balance es más que positivo para un disco sorprendente, una adición más que notable a todos esos discos que hemos escuchado en las últims temporadas en los que se inyectan sonidos y sobre todo ritmos no occidentales.

 

Tagged with:

47 festival de cine de Gijón

Posted in Uncategorized by Iván Conte on noviembre 10, 2009

La programación de este año del Festival internacional de cine de Gijón viene cargada de películas relacionadas con los intereses musicales de un servidor, y me imagino que vuestros también. A saber: se podrá ver -y yo lo veré, si nada lo impide-:

Rockstedady: The Roots of Reggae, cuyo título lo dice todo

Tom Zé, astronauta liberado. Otro título bien clarito, con el interés añadido de haber sido rodado parcialmente en Gijón.

Villalobos. El esperado documental que causó sensación en el festival de cine de Venecia sobre uno de los nombres indiscutibles de la década que termina.

 

Mención aparte merece el ciclo This Is England, porque todas las películas son interesantes y tienen relación con la música de la que se habla en este blog y en los blogs vecinos. En este ciclo se podrán ver películas  muy conocidas como Performance o Quadrophenia, pero también -y esto es lo más interesante- tendremos la extraordinaria oportunidad de ver en pantalla grande auténticas joyas de culto como Pressure, Bronco Bullfrog, o Babylon, además de otros títulos también muy interesantes como Young Soul Rebels o la reciente Fish Tank, premiada en el último festival de Cannes.

Más información en el programa de mano y en el número de noviembre de Cahiers du Cinema. España, que precisamente incluye un valioso suplemente dedicado exclusivamente al ciclo This is England de esos que merece la pena conservar.

Cuando termine el festival ya daré cuenta de lo que he visto.

The Wire Primers

Posted in lecturas recomendadas by Iván Conte on noviembre 9, 2009

Estupendo. Eso sí, no os lo compréis si tenéis pensado ahorrar y/o poneros el cinturón en cuanto a gastos. A ver quién es el guapo que se resiste a comprarse un puñado de discos de The Fall o Sun Ra, por ejemplo, después de leer este libro que recopila algunos de los más destacados artículos de la sección Primer de la Wire, en la que se da un repaso a un artista prolífico o a géneros como el free jazz por los que resulta fácil perderse. Incluye algunos Primers nuevos y, en lo que respecta a los intereses de este blog, el Primer que Simon Reynolds escribió en su momento acerca del grime, que es una lectura realmente imprescindible.

primercover

 

Hablando de libros, el otro día me lo encontré en una librería y también en la lista de los mejores libros músicales según el RDL; se trata de la traducción al español de The Rest is Noise, la original narración / biografía / anecdotario / analísis musical de los principales compositores del siglo XX uno de los libros sobre música más celebrados de los últimos años. Es una buena noticia ver que no hemos tenido que esperar lustros para su traducción -como ocurrió con England’s Dreaming, por ejemplo… Rip It Up todavía espera turno de manera vergonzosa-, y el libro es efectivamente formidable, sobre todo en su primera parte, una vez superada la segunda guerra mundial pierde bastante el pulso y se convierte en una lectura fatigosa, pero aún así, es de los libros con los que más he aprendido.

llibre-el-ruido-eterno

Big Boi feat. Gucci Mane – ‘Shine Blockas’

Posted in vídeos by Iván Conte on noviembre 6, 2009

¿Cómo no me había fijado en esto antes?

Tagged with:

Jay-Z feat. Alicia Keys – ‘Empire State of Mind’

Posted in vídeos by Iván Conte on noviembre 6, 2009

Bah, venga, después de lo de Shakira, os propongo otra polémica; el último disco de Jay-Z, lejos de parecerme un horror, me ha hecho mucha compañía en las últimas semanas. Que me gusta, vaya. Como dice Simon Reynolds respecto del también más que decente último disco de Dizzee Rascal, la clave está en olvidarse de lo que hizo antes -algo que no pienso hacer, por otra parte, pero vaya, creo que entendéis a lo que se refiere Reynolds.  Por cierto, muy bien ese top1o para The Blueprint en el RDL, y mejor todavía el tercer puesto para el Stankonia de Outkast -que yo voté en cuarto lugar. Son dos discos que en su momento se les escapó a la revista, pero una de las utilidades de las listas es precisamente la de corregir olvidos imperdonables.

Tagged with:

RDL 278: especial XXV aniversario y lo mejor de la década

Posted in listas, revistas by Iván Conte on noviembre 1, 2009

Pues con el número 278 la Rockdelux cumple 25 años, y para celebrarlo será también el número con el que repasan la década. No lo neguéis, os guste o no su línea editorial o cómo hacen las cosas, todos vamos a estudiar las listas que se incluirán en este número especial desde todos los ángulos, y animará un buen montón de conversaciones en las próximas semanas. Por cierto, yo también he contribuido al especial con algunas listas y tres entradas, algo que para alguien como yo,  para quien la revista en los noventa fue una auténtica y continua fuente de descubrimientos, es todo un honor. Como siempre, lo primero que sabemos son los números uno, si vamos a la sección Suscripción de su página web, aparece esto:

Dibujo

¿Qué os parece? La opción Animal Collective me parece bien, es posible que el modo en que casi todos se volvieron locos con el disco en el momento de su edición provocase algo de saturación, al menos yo tuve que aparcarlo durante un tiempo, pero lo cierto es que yo también lo voté entre mis favoritos de la década y ahora mismo es uno de los más claros candidatos a encabezar mi propia lista de lo mejor del año. Además, de algún modo son el grupo que con más atención he seguido a lo largo de toda la década, y el modo en que han tocado el folk, la improvisación, el ambient, la psicodelia o la música electrónica desmiente aquello de que todo está hecho en la música. Eso sí, yo creo que me sigo quedando con Sung Tongs. En cuanto al disco de Los Planetas… me sigue pareciendo el Dark Side of the Moon español.

Tagged with: